“No seré feliz hasta que lleve mi música por toda Cuba”, Johnny Ventura

El Caballo Mayor, El Renovador del Merengue, el gran Johnny Ventura.
El Caballo Mayor, El Renovador del Merengue, el gran Johnny Ventura ha confesado que, si bien ha cumplido el sueño de conocer esta Isla, no sentirá la plena felicidad hasta que recorra todo el país con su música.

Entró al salón de los estudios de la EGREM como si se tratara de un lugar familiar, como si fuera su casa. Venía conversando con quienes lo acompañaban, de lo más natural, sin querer resaltar como la figura del grupo porque su estilo no tiene que ver con la vanidad, sino con la espontaneidad, la transparencia.

Al llegar comenzó a darles la mano a todos, nos saludó casi a uno por uno y nos besó en la mejilla. Nos preguntó qué tal estábamos, como si nos conociera de siempre, como si estuviera entre amigos. Así se siente Johnny Ventura en Cuba, como en su casa, como en familia.

Tiene 75 años, pero su voz parece la de un treintañero. Tiene tanta fuerza cuando habla y tanta armonía cuando canta o entona alguna melodía durante la charla.

El Caballo Mayor, El Renovador del Merengue, el gran Johnny Ventura ha confesado que, si bien ha cumplido el sueño de conocer esta isla, no sentirá la plena felicidad hasta que recorra todo el país con su música.

A unos días de dos grandes conciertos que el famoso intérprete dominicano ofrecerá en el teatro habanero Karl Marx con los jóvenes músicos cubanos Tony Ávila y Elaín Morales, Ventura se declara un eterno admirador de la cultura cubana, y humildemente agradece el cariño que ha recibido en esta tierra.

“Nadie imagina el tiempo que llevo soñado con este momento”, dice Johnny sobre este viaje a Cuba. “Esto era algo que si no lo hacía posiblemente no iba a durar todos los años que sí viviré ahora que vine aquí. Los cubanos me han llenado de vida. Nunca pensé que me quisieran tanto. Me siento preñado de amor y emoción y se los quiero devolver con música, que es lo que yo sé hacer.”

Si ya con su música Johnny Ventura nos había cautivado, con su sonrisa y carisma nos ha tomado el corazón.

Cuando le preguntaron sobre su encuentro con la música cubana respondió: “Cuba vivía en Santo Domingo. En la radio sonaba mucha música cubana y en el dial se sintonizaban varias emisoras de la Antilla Mayor. Allá vivíamos en Cuba. Yo crecí con Benny Moré, escuchando Los Compadres, La Sonora Matancera… Cuba contagió a todo el Caribe.”

Para él Benny Moré es un dios, es su ídolo. “Todo el que hace música tropical o antillana ha heredado algo del Benny. No podía ser yo la excepción”, comenta Ventura y agrega que de cierta forma todo lo que hace es un homenaje a ese grande de la música cubana.

Sin embargo nunca ha grabado nada del Bárbaro del Ritmo. “Demasiado respeto”, dice el dominicano. “Cuando Benny murió yo sentí como si hubiera muerto mi padre, sentí que había perdido a un ser querido. Si me hice artista el culpable fue Benny Moré”.

Ventura, quien se declara un “romántico frustrado” entró a la música por el bolero, aunque alcanzó su fama con el merengue.

Algunos de los temas cubanos que ha grabado han sido “Santa Bárbara bendita”; “Macusa”, de Los Compadres; “Naufragio” y un popurrí de música cubana que llamó “1920”.

Después de haber grabado y tocado por todo el mundo, con 105 discos terminados- con mucho de música cubana en ellos- Ventura quería grabar en esta isla y con los músicos de aquí para completar su sueño.

De hecho, uno de sus proyectos más recientes es un álbum con el trovador cubano Tony Ávila, de quien lo cautivó su picaresca. El Maestro del Merengue dijo que se trata de un material grabado en los estudios del músico cubano Edesio Alejandro y anunció que, al juzgar por lo que ya escuchó de ese trabajo, “lo que ha hecho Edesio es para chuparse los dedos.”

Además, Ventura está involucrado en otro fonograma con el sonero-baladista Elaín Morales, que está casi terminado. Este último debe salir bajo el sello EGREM. Los dos conciertos del 10 y el 11 de julio próximos serán grabados y se convertirán en DVD también bajo el amparo de la EGREM.

Aunque en ambos volúmenes habrá composiciones de Johnny Ventura, el dominicano dijo que se tratará de discos de música cubana con guarachas y sones.

“No podemos escapar de la música cubana porque esta es muy rítmica, tiene mucha fuerza, no se puede soslayar, hay que meterse en ella”, asegura Johnny.

Después de tantos años deseando venir a Cuba, Johnny inició su visita por la ciudad oriental de Santiago y por estos días recorre La Habana. “Estoy viviendo como si estuviera en casa; el parecido entre Cuba y Dominicana es enorme; es como si alguna vez hubieran serruchado para dejar dos islas. Ese arcoíris de raza que tenemos es el mismo aquí y allá. Cambian los acentos, pero los dicharachos son los mismos, la comida, en fin, todo.”

Sobre una posible gira nacional en Cuba Ventura aseguró que por su parte hay total disposición. “Yo quiero tocar en todas partes y en lugares públicos, en plazas. El teatro es muy bonito, pero necesito la interacción que se da con la gente en espacios abiertos.”

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s