Cosas que no se olvidan.

  • La emoción que sentía cuando jugando al escondido buscaba el mejor lugar donde no me descubrieran. Contaba repitiendo la frase: “mariquita 1 mariquita2 el que no este escondido se quedó, detrás de la base no quiero a nadie”. Luego de un tiempo esperando para que nadie se colara, los que estaban escondidos te gritaban: “sal de la base gallina pon un huevo en la esquina”.
  • Los arañazos en la rodilla cuando me caía tratando de que no me atraparan jugando al “cogido”.
  • La puntería que tenía que tener en las bolas para ganarle al vecino que el día anterior me había ganado a mi.
  • La suiza que salté pero que las niñas saltaban mejor que yo.
  • Los goles que anoté jugando con piedras de portería.
  • Los jonrones para el patio del vecino jugando al taco.
  • Las canastas que anotaba en un aro hecho con llanta de moto.                           Definitivamente esta  nueva era digital ha causado que los niños de hoy no jueguen  estos juegos tradicionales y solo se interesen por el x-box, play-sattion, la computadora y el teléfono. Los que se sientan orgullosos de formar parte de la era digital,     griten:“PIO TAI”
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s